RegaloSe acercan las navidades y todos nos ponemos como locos a pensar en regalos para nuestro seres más queridos (unos más que otros). Con alguna que otra pequeña dificultad, solemos salir airosos porque, después de todo, les conocemos más o menos bien.

El problema surge cuando tienes que regalar algo a un jefe, bien porque el azar te ha agraciado con el turno de este año o bien porque tienes, o al menos debes, regalarle algo. Es en esta ocasión cuando, también dependiendo del tipo de jefe, sudores fríos recorren tu cuerpo y desesperas en el momento de hacer las compras.

En el fondo no es tan complicado, basta tener las ideas claras e ir preparándolo con antelación. Sin embargo, seguro que algunos de estos consejos pueden serte útiles a la hora de buscar regalo para tu jefe:

1.- En primer lugar, establece un presupuesto y no te pases. Nadie espera que te dejes la paga extra de navidad en el regalo. De hecho, podrías poner a tu jefe en un compromiso o hacer que le resulte embarazoso.

2.- Piensa en qué sabes de tu jefe. Seguro que en alguna conversación ha hablado de sus aficiones, de lo que le gusta hacer, qué música escucha, qué libros prefiere…

3.- Busca un regalo práctico, que no sea algo que sirva para acumular polvo en una estantería. Tampoco le compres unos calzoncillos de corazones o un tanga en caso de ser mujer, el regalo es gracioso y seguro que le da mucho uso, pero mejor busca algo impersonal. (Bueno si tu jefe/a es un/a cachondo/a puede ser una opción)

4.- No regales por regalar, porque se nota y a pesar de que pueda parecer que tu jefe no es persona, lo es, así que es probable que se de cuenta de que simplemente estás cumpliendo, aprovecha la ocasión para ganar puntos!

5.- Ser gracioso no es la mejor opción, puede que la idea de los calzoncillos o el tanga resulte divertida, pero tu jefe apreciara más un regalo que demuestre tu esfuerzo por encontrar algo que realmente valga la pena.

Algunas ideas:

– Puedes ir a alguna tienda gourmet, de chocolates, o de productos poco habituales. Con todo ello confeccionas una pequeña cesta personalizada de productos gourmet y se la regalas. Por supuesto, esta opción queda descartada si sabes que sigue algún tipo de régimen.

– También puedes darle un toque más alegre a su despacho regalándole una planta, pero ojo, que sea perenne, no vaya a ser que se encariñe con ella y pasado el invierno la planta muera y tu jefe te eche la culpa! Tampoco sería mala idea saber si a tu jefe le gustan las plantas o, incluso, si es alérgico.

– Otra opción es regalarle un cd, puedes ser uno con música relajante o si sabes de algún tipo de música que le guste, o si es fan de un grupo, buscar algo relacionado.

– Otras ideas podrían ser, una taza personalizada, un surtido de quesos, una cesta de productos cosméticos, jabones.

Quizá en nuestra tienda en Regalos para Jefes encuentres algo que le guste.

Por supuesto no olvides la tarjeta felicitándole las fiestas y agradeciéndole todo su buen hacer (o, ¿no?)